24
Ene

Junta y Telefónica impulsan las smart cities y el internet de las cosas a través de la iniciativa FIWARE ZONE

 

  • Los ayuntamientos de Sevilla y Málaga se adhieren al proyecto con la apertura de dos centros especializados para el desarrollo de aplicaciones en el estándar internacional

 

  • Nace con el objetivo de impulsar mediante distintas actuaciones las actividades de I+D+i en el ámbito de las aplicaciones y servicios “smart” a través de FIWARE en la comunidad andaluza.

Sevilla, 24 de enero de 2014. El consejero de Empleo, Empresa y Comercio, José Sánchez Maldonado, acompañado del alcalde de Sevilla, Juan Espadas, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, la directora de Territorio Sur de Telefónica, María Jesús Almazor, y el CTO de la Fundación FIWARE, Juan José Hierro, han presentado hoy en Sevilla la iniciativa FIWARE Zone, que nace con el objetivo de impulsar mediante distintas actuaciones las actividades de I+D+i en el ámbito de las aplicaciones y servicios “smart” a través de FIWARE en la comunidad andaluza.

La iniciativa comprende hasta seis ejes de actuación con los que se llegará a todos los agentes que integran este ecosistema formado por empresas, emprendedores, administraciones públicas, asociaciones, clusters tecnológicos, universidades, startups, etc.

La primera de estas actuaciones, la apertura de dos centros de innovación especializados en tecnología FIWARE en la comunidad andaluza, supone el elemento central de todo el proyecto. Estos centros están ubicados en el Pabellón de Europa del PCT Cartuja en Sevilla, y en el edificio de Promálaga Urban Lab en Málaga. En estos espacios empresas, emprendedores, desarrolladores e instituciones cuentan ya con entornos en los que puedan utilizar estos estándares abiertos para desarrollar, testar y demostrar aplicaciones y servicios innovadores de manera rápida y sencilla en ámbitos como las Ciudades Inteligentes o Internet de las Cosas.

A partir de mañana, comienza la actividad en estos centros con la presencia de cuatro empresas andaluzas. Los centros tienen una capacidad para albergar hasta 30 puestos de trabajo y a 80 personas en formación presencial en soluciones vinculadas a las tecnologías de Internet del Futuro. El equipamiento técnico lo componen los sensores y dispositivos necesarios para poder formar a las empresas y permitirles realizar las prácticas y tests necesarios para la construcción de sus propias soluciones con la ayuda de dos dinamizadores.

Las otras actuaciones del FIWARE Zone serán el despliegue y puesta en marcha de un laboratorio urbano con dispositivos instalados en la vía pública para que las empresas puedan realizar prácticas en la vida real; el lanzamiento de una plataforma que simula los sistemas informáticos de las ciudades con tecnología abierta para probar soluciones y servicios smarts; búsqueda de colaboración con las Universidades públicas andaluzas y sector educativo para que los alumnos adquieran el conocimiento que puede ayudarles en el mercado laboral; el desarrollo de convocatorias para el despliegue de pilotos que impliquen nuevas soluciones para problemas concretos de las ciudades; y, por último, el apoyo a las empresas para poder llegar con sus productos al mercado nacional e internacional.

¿Qué es FIWARE?

Nacida en Europa pero con ambición global y fuertemente respaldada en la actualidad tanto por la Comisión Europea como por empresas líderes del sector de las TIC, la comunidad FIWARE tiene como misión construir software de código abierto que se convierta en un estándar universal para el desarrollo de servicios y aplicaciones inteligentes en la nueva era digital. La Fundación FIWARE, de reciente creación, es el órgano independiente que promueve el desarrollo, distribución y adopción de las tecnologías FIWARE, en las que ha participado Telefónica desde sus inicios, dando soporte a la creciente comunidad que hay detrás.

Actualmente FIWARE está en un proceso de expansión a través de una comunidad global con nodos y centros innovación que se extienden por todos los continentes. El despliegue de entornos de experimentación (FIWARE Lab) engloba ya centros en más de treinta países. FIWARE continúa además aumentando su alcance a través de alianzas estratégicas alrededor del mundo con clusters, gobiernos y asociaciones.

En estos años, FIWARE se ha consolidado como una plataforma de fuente abierta (open source) de alcance global que, a día de hoy, ha materializado su innovación en 42 componentes de software al servicio de desarrolladores, empresas e industria. Todo el potencial de FIWARE y su solidez como modelo ha sido subrayado recientemente por la Comisión Europea o la Casa Blanca y respaldado por diversas organizaciones como GSMA, TM Forum o NIST, el Instituto Nacional Estadounidense de Estándares y Tecnología. Lo que empezó como un proyecto tecnológico con un software de código abierto para desarrolladores, es hoy un consistente ejemplo y modelo de colaboración público-privada y a través de alianzas estratégicas. Un modelo global que se traduce en resultados visibles.

Smart cities: El futuro de las ciudades será inteligente o no será

El potencial de FIWARE para el crecimiento y desarrollo sostenible de las ciudades inteligentes (Smart cities) es ya una realidad respaldada por más de 100 ciudades de todo el mundo. Entre ellas, capitales españolas como Sevilla, Málaga, Santander o Valencia.

La adopción de mecanismos comunes que permitan la replicabilidad de soluciones entre ciudades y la interconexión de soluciones dentro de una misma ciudad son algunos de los principios detrás iniciativas como la iniciativa Open and Agile Smart Cities, que apuesta por FIWARE como estándar abierto para las ciudades. 
Desde los sistemas de medición de la calidad del agua en fuentes públicas al estudio de movilidad de turistas para registrar los puntos con mayor afluencia de personas, pasando por análisis de control de residuos en contenedores urbanos. El objetivo no es otro que articular de algún modo esos millones de datos diversos que circulan por Internet para que no sean islas independientes. La citada plataforma permite la recogida de esos datos y desarrollar aplicaciones que usen toda esa información.